PASCUA

Durante la última semana de clases hemos dedicado un rato a la reflexión y la interioridad.
 
Partimos de un paisaje desértico imitando a Abraham y al pueblo judío y acabamos en el oasis de Jesús, agua que da vida. Cada alumno que trajo un botellin preparó su «botella de la calma».
 
FELICES PASCUAS